Soberano

RTM Bolivia Alimento para Alma Leave a Comment

Lectura: Apocalipsis 1:4-8

“Pero él es soberano… Lo que él quiere hacer, lo hace.” Job 23:13

Admitamos que no somos aptos para ejercer control. El cristiano que cree estar en el control de las cosas, no cesará de sufrir frustraciones. Dios es insustituible y nadie hará las cosas mejor que Él. Él es soberano y en Su soberanía ilimitada, estamos incluidos. Jugar a ser Dios, es intentar usurpar Su autoridad.

El humanismo dice que la soberanía de Dios tiene brechas porque permite guerras, desastres naturales, la perdición del hombre que lleva a su propia destrucción. ¡Falso! Su soberanía no genera acciones inconsistentes y arbitrarias para dañar Su creación, sino para bendecirla. El hombre hace lo que quiere, pero el pecado tendrá consecuencias. Así de sencillo. “Hay caminos que al hombre le parecen rectos, pero que acaban por ser caminos de muerte”. (Pr 14:12 NVI)

Él hace lo que quiere, controla y manda, pero… ¡quiere lo mejor para sus hijos! Si usted ama a Dios y pone su confianza en su poder, líbrese de todo temor y observe esta bendición “…sabemos que Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman, los que han sido llamados de acuerdo con su propósito.” (Ro 8:28 NVI).

Hay promesas en la soberanía de Dios: “El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no habrá de darnos generosamente, junto con él, todas las cosas? (Ro. 8:32). Usted tiene la opción. El Rey soberano le ofrece trabajo en Su Reino, le nombra administrador de Su gracia (1 Pedro 4:10) y le promete acompañarlo hasta el fin del mundo.

Faustino J. Zamora Vargas, Cuba


Deja que Dios sea la luz en tus caminos


  

COMPARTE ESTA MEDITACIÓN